Etiquetar Archivos: Kamchatka

Kamchatka-2012: Los Volcanes

Día 15 (para el segundo grupo – día 1). Hacia el Norte.

Si alguna vez te encuentras en Kamchatka, específicamente en Petropávlovsk-Kamchatsky, y tuvieras un día libre con buen tiempo y tu cartera estuviese  suficientemente “llena”, entonces sería posible seguramente disfrutar de un día maravilloso, que siempre recordarás. Lo que tendrías que hacer es organizar una excursión en helicóptero y dirigirte al norte – al volcán Kliuchevskói y volver. ¡Una excursión como esta sería bastante recomendable! –Es alucinante… ¡caray! -¡La experiencia está garantizada!

Como he mencionado – necesitas un helicóptero, que deberías reservar por adelantado. Después de hacerlo, reza para que haya buen tiempo ese día. Os recomiendo llevar baterías de repuesto para sus cámaras y kit similares, ya que no dejaréis de utilizarlos.

He tenido la suerte de haber estado en numerosas excursiones en helicóptero alrededor del mundo- pero Kamchatka está en la primera posición, me ha dejado absolutamente impresionado.

En la ruta volamos sobre varios volcanes (incluyendo uno en erupción, pero que la próxima estación puede apagarse), la caldera del volcán  Uzon (con aterrizaje y  excursión incluida), el Valle de los Géiseres (aterrizaje & excursión), el grupo de volcanes  Kluchevskaya y la Fisura del Norte (donde caminamos). ¡Inolvidable!

Para aquellos que queráis más detalles los encontraréis bajo de las imágenes, clic aquí, o busca en la red.

1. Karymsky, 1.536m – un volcán permanentemente activo:


Un inolvidable día…

Kamchatka – 2012: Los Osos

Día 2: Osos, Osos por todas partes – No debemos tenerles Miedo

El lago Kurile no sólo es famoso por el paisaje que le rodea y sus volcanes cercanos, sino también por su situación local demográfica famosa por los osos – En este lugar: ¡hay un montón de ellos!

Ellos pasean alrededor de los campamentos, ya sea en solitario o en familia -las mamás con sus pequeños. El campamento donde nos alojamos tenía una valla a su alrededor, que separaba el campo de los alrededores, un lugar habitado por osos salvajes.

La valla está electrificada –lo suficiente como para asustar a los grandes mamíferos peludos, pero nada más– por lo que a los osos generalmente no les apetece traspasar esta valla a pesar de su peso y fuerza. Como nos dijeron, si ellos la tocasen con la nariz, una descarga eléctrica sería suficiente para que no lo volvieran a repetir. Por eso, ellos no hacen caso a las personas que están dentro del campamento, y siguen adelante con sus vidas, incluso comiendo a sólo unos metros de la barrera.

Nosotros pudimos observar como la vida fuera del campamento era relativamente tranquila. Todos los osos parecían estar de buen humor, tranquilos… hasta que un anciano-oso comenzó a molestar a uno más joven y más débil dentro del grupo. Con el resultado de que este último, después de estar harto de este acoso, decidió huir en vez de luchar – a través de (comprensiblemente) la ruta más corta posible, que pasó a estar justo a través de nuestro campamento. Era como si se hubiera olvidado de la valla, cargando contra ésta a toda velocidad.

¡Pobrecito! Se acordaría pronto de ésta, de eso estoy seguro. Él estaba bien, sólo ¡un poco asustado! Según dice un viejo cuento popular, “Un hipopótamo tiene problemas de visión, pero debido a su tamaño –difícilmente es un problema para él” 🙂

Poco después de llegar, al ver al primer oso…

Album de fotos de Flickr

Instagram